Icono mundial, líder de la banda más importante del Perú de los dorados años 60, y figura de culto para los amantes del rock, ese es , vocalista de los míticos Saicos, e hincha del Deportivo Municipal.

Quizás muchos no sepan lo que significa Los Saicos y Erwin para el rock mundial, pero a su música desde décadas atrás, se le rinde un culto inimaginado por la mayoría.

Sin embargo, estamos seguros que sí habrán escuchado el himno del rock peruano, la canción “Demolición”.

Bueno, les presentamos una foto histórica, del pequeño Erwin, en el viejo Estadio Nacional, con su camiseta del Muni y con el último equipo campeón, es de 1950.

Vemos al futuro ídolo del rock peruano al lado de Roberto “” Drago y del “Chino” Rivera. ¡Qué suerte aquellos que pudieron ver a ese cuadro!

Pero, a ver, cómo nace esta historia de Erwin, quien inclusive –como nos comentó- llegó a trabajar en la NASA.

Su padre Luis Flores, chileno de nacimiento, vivió en el Perú la mayor parte de su vida, y fue hincha acérrimo de la Academia desde el día en que se formó el club.

Don Luis, llevó al pequeño Erwin a ver los partidos de la Academia, y él recuerda con nostalgia y mucho cariño esa bella camiseta, mi camiseta “desde que tengo uso de la razón”, nos reveló.

Don Luis Flores –nos comenta Erwin – siempre estuvo muy relacionado con el equipo y sus dirigentes, y era amigo de Tito Drago y, especialmente, de Fitín.

“Siempre me hablaba de los , pero yo nunca vi jugar a Caricho; a Vides si lo vi jugar, pero se fue al al poco tiempo”, recuerda con nostalgia el vocalista de los míticos·Saicos.

Y este diálogo con nuestro ídolo musical nos permite conocer también la historia de nuestro Deportivo Municipal.

Así, tras la perdida de la categoría en 1967, se permitió que “amigos” del club pudieran colaborar, ya que el estatuto vigente sólo permitía la participación de los empleados de la Municipalidad de Lima.

Así, don Luis Flores inicia su colaboración directa con el Muni, y las reuniones de la directiva se realizaron ese y el siguiente año en su imprenta ubicada en Breña.

Y el pequeño Erwin estuvo ahí, viendo y sintiendo el amor de esos grandes dirigentes que devolvieron al Muni a su sitial en solo un año.

Pero, el destino, obligó a la familia a emigrar en 1971 a Estados Unidos, alejándolo a él y su padre de su pasión, el Deportivo Municipal.

Erwin estudió Física y tras graduarse, trabajó en la NASA por diez años. Actualmente, vive en Washington DC y es ejecutivo de una empresa multinacional.

Así que mientras unos dicen tener a su premio Nobel, nosotros tenemos al líder del grupo de Culto más importante del Mundo…

Echa Erwin… a demoler…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.