Foto: Raúl Oscco/LOSLOCOSDESIEMPRE

Municipal, Municipal, Municipal será campeón… así dice una vieja canción tribunera, y lo cierto es que con huevos y pundonor, la Academia empató en el alargue a Alianza Lima en el de Matute.

Y es que a Municipal nadie lo puede dar por muerto. Perdía 2-0 hasta el minuto 80, pero nunca dejó de atacar… y sufrir ante el comtragolpe rival.

La historia se escribió con dos autogoles. El primero del aliancista Godoy a.los 81 y de a los 94.

Ahí se selló el empate, aunque en los últinos segundos se pudo anotar por intermedio de Regalado.

Gran partido de Egidio Arévalo, y Jordi Vílchez y del equipo que nunca arrugó.

©LOSLOCOSDESIEMPRE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.