Por unanimidad, la asamblea ordinaria del club Deportivo Municipal acordó esta noche que la Junta Directiva lleve adelante una auditoría a la gestión del ex presidente Carlos Silvestri.

La decisión se adoptó por unanimidad, luego que el tesorero del club, Samuel Astudillo, sustentó los balances de los años 2007 y 2008, ejecutados por la directiva anterior y que ya se encuentran en poder de Sunat.

De acuerdo a lo dicho, la deuda del club asciende a poco más de 350 mil dólares.
Presidió la asamblea el fiscal del club, socio Jesús Boszeta Romero, acompañado del secretario Luis Seminario.

Ante la inasistencia del titular de la institución, se suspendió la asamblea y quedaron pendientes los puntos 1 y 3 de la convocatoria: Examinar la gestión administrativa del club y pautas generales para el 2009, respectivamente.
La reunión se desarrolló en un ambiente de cordialidad y se notó la gran participación de los asistentes.