bdb.jpg

 

El resultado en el campo de juego fue en nuestra contra, pero en el aliento, la gloriosa y radikal Banda del Basurero (BDB) ganó por goleada. La edil se reunió nuevamente, abuelos, padres, hijos y nietos estuvieron en esa popular Sur que el visitante dijo que era suya.

 

Mientras en la cancha, el Muni no encontró nunca el gol y si mostró sus deficiencias, en Sur el aliento de la fanaticada edil iba creciendo y creció gol tras gol en contra.

 

no olvida ni perdona, y menos aun abandona. Y alentó y alentó, y al frente suyo, los seguidores del equipo contrario se peleaban entre sí.

 

Qué diferencia. Qué ejemplo. Aguante

 

www.loslocosdesiempre.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.